Regalín y Abetito

| |

 Quienes nos seguís por Instagram, ya no os sorprenderá, la visita que nos hicieron los dos representantes de sus Majestades de Oriente. Sus nombres ya están en el título de la entrada, pero os los presentamos oficialmente, ellos son Regalín y Abetito.

Estos personajillos, inquietos y traviesos, ya estuvieron hace unos años bajo nuestro techo, avisándonos de la llegada de la Navidad y sobre todo de la visita de nuestros queridos Reyes Magos. Pero este curso han venido un poquito más serios, por culpa de la pandemia. Pero con las manos llenas de regalos. Una plantita para cada clase y monedas de chocolate para nuestros guerreros y guerreras.

Así que Abetito y Regalín se enfundaron sus mejores galas para sorprendernos.

Claro que lo consiguieron, solo hay que ver las caras de Alice y María, al ver aparecer a estos truhanes por fisio, todo es válido para llenar de espíritu navideño estos días, sin renunciar a nuestra salud.

Hubo varias dificultades técnicas sobre todo por parte de Regalín, era como los muñecos de Playmobil, no podía mover mucho los brazos, tanto deporte que luego no vale para nada 😎 .

Fueron entrando en las todas las aulas, animando con sus panderetas y sus gritos. Llamar a lo que salía de sus bocas villancicos sería mucho decir.

Las risas se escuchaban en todas las aulas, pero si hay una que resonó por encima de todas. Esa fue la de nuestra querida Martha, que fue contemplarles y no poder aguantarse. A Valentina se la oía decir «Martha ríe». Y en la foto podréis apreciar a Javitxu tapándose los oídos, no decimos más y lo decimos todo 😂

Lo que iba a ser una visita corta, se alargó «un poquito». Porque todos los guerreros y guerreras quisieron hacerse fotos con estos chicos. Por este motivo teníamos que desinfectarles las manos y echar un pulverizador a Abetito, que era el que podía cargar a los chicos y chicas. Ya hemos dicho que Regalín es muy mono pero poco funcional 😈 .

En casi todas las fotos salen juntos, pero se vuelve a repetir entrada tras entrada, hay guerreros que son el ojito derecho de alguien, de alguna «perchona» y por eso posaron solos 😈 Aunque la sonrisa más bonita se la llevo Regalín con nuestra Vegota, que lo pasó un poco regular cuando entraron, pero que luego se relajó un poquito, lo suficiente para captar esta bella imagen.

Lo de Miki es normal, lo complicado es congelar ese movimiento, no creáis que le sujetan las manos de forma cómplice. ¡No! Abetito está salvaguardando su decoración navideña y Regalín, no vamos a poner lo que protege. Pero sabéis ¿Qué los regalos siempre suelen ir en paquetes y algunos llevan una pegatina que pone frágil? Pues eso.

Sensibilidad no les falta, por eso con nuestras guerreras más delicadas, bajaron el ritmo. Aunque Martina no hacía más que «fliparlo» con estos dos seres, los cuales le tocaban la pandereta tan suave, cuando las voces de sus responsables del aula superan esos decibelios todos los días. Pero Martita, Paula y Diana se lo agradecieron.

Y después de varios intentos de entrar en el aula de Belén y Reyes, que por varios motivos que no vamos a contar aquí 😝, no pudieron pasar hasta el final del día, para derrochar su ingenio y explicar cual era su verdadera misión, y que todavía no ha sido desvelada en esta entrada.

Y aún dejándoles para el final, todavía tuvieron que abordar a Vitín en mitad del pasillo, para explicarle las condiciones que se tienen que dar, para que el 22 de diciembre, lleguen Baltasar, Melchor y Gaspar, dado que son personas de alto riesgo. 

Tendremos que seguir ciertas normas para no ser los responsables de que el MUNDO se quede sin regalos el día 6 de enero. Nos gusta la publicidad, pero la que habla bien de nosotros 😈

Nos dijeron los ayudantes de los Reyes Magos, que este año sintiéndolo mucho, las familias no podrán asistir al evento, que los profesionales intenten hacer la mayor cantidad de fotos y vídeos para después compartirlos con todos vosotros y vosotras. 

Los Reyes iban a intentar a hacer un directo en Instagram, pero al ser tan mayores no controlan muy bien esto de las tecnologías y podrían matarse, que este año sus camellos van muy rápido para hacer filigranas. Saldremos a recibir a los tres a la calle con el metro y medio de separación, al menos entre aulas distintas, si no llueve claro está, y solo saldrá el colegio.

No contaremos con nuestros amigos de la Legión 501, ni la policía montada de Aluche, ni del cuerpazo de Bomberos del ayuntamiento de Madrid.

Tampoco contaremos con la coreografía de nuestra compañía de danza, para seguir respetando las malditas burbujas que creamos al principio de curso. Pero que nos ha dado buenos resultados durante el primer trimestre.

Para repartir los regalos, solo lo realizará uno de los Reyes Magos y las clases saldrán de dos en dos, cada aula se situará en los extremos del pasillo para recibir sus regalos. Esperamos que todos nuestros guerreros y guerreras tengan ya su regalo en el zurrón de los Reyes.

También nos dijeron Abetito y Regalín, que os transmitiéramos:

«No dudéis, que seguirá habiendo sorpresas. A lo mejor no tan espectaculares como años anteriores, pero llenas de ilusión y compromiso, mezcladas con grandes dosis de amor y humor». 

Así que lanzaremos las monedas al aire y esperamos que la magia inunde todos los corazones e inyecte grandes dosis de salud para todos y todas.

Y con estos mensajes se despidieron nuestros nuevos amiguetes. No sin antes dejarnos esta maravilla como regalo.

«El amor es la libertad de volar acompañado». Gabriel García Márquez.

 

 

 

Anterior

La Sirenita colombiana

Al Alba de mujer

Siguiente

2 comentarios en «Regalín y Abetito»

    • Gracias María José!!
      Creemos que la categoría de «Mejores Comediantes» no existe aún en los premios Óscar. Pero no tengas ninguna duda que si nos nominan allí estaremos para recoger el premio.
      Gracias a todos vosotros por colaborar en todas las locuras que planteamos.

Los comentarios están cerrados.

Previous Next
Close
Test Caption
Test Description goes like this